Una propuesta de valor deberá transmitir de forma clara y concisa:

  • Cómo tu empresa, producto o servicio resuelve un problema o necesidad
  • Cuáles son los beneficios
  • Por qué te debe elegir a ti y no a la competencia

Un error típico es confundir la propuesta del valor que aportas con un eslogan, pero no es lo mismo. Veamos en 3 pasos cómo construimos esa propuesta.

  1. Identifica a tu cliente objetivo
  2. Haz una lista de los beneficios que aportas a tu clientela
  3. Qué es lo que te diferencia de la competencia

Una herramienta que nos puede ayudar a construir y definir nuestra propuesta de valor es el Value Proposition Canvas. Es una forma sencilla de entender las necesidades de nuestros clientes y diseñar los productos y servicios que quieren. Funciona en conjunto con el Business Model Canvas y otras herramientas de gestión estratégica.

Tasks + Benefits = Value Proposition

En general podemos decir se construye con una parte en la que se explican las tareas de los usuarios y otra en la que se explican los beneficios.

  • “Start a conversation, explore your interest and be in the know” Twitter
  • “Join Pinterest to find all the things that inspire you” Pinterest